miércoles, 10 de mayo de 2017

Julieta Sánchez: “Mi idea es escribir mientras tenga algo que contar”

Actualmente radicada en 9 de Julio, Julieta, esposa del anestesista Leonardo Moroz, supo desempeñarse como Directora del hogar “Mi Casa Grande” durante la gestión de Omar Foglia.  Recientemente ha publicado un libro con muy buena repercusión desde los pedagógico, lo que le valió una nota destacad en el medio “Entre Vidas blog spot”.


La nota


La escritora Julieta Sánchez estuvo hablando con Entre Vidas de su novela El ángel de los techos, publicada por la editorial Modesto Rimba. En dicha novela, aparecen hechos
de la propia historia de la autora de una época en la que fue directora de un Hogar de niños. Además, adelantó que está corrigiendo su segunda novela y ya arrancó una tercera.

¿Qué rituales tenés al momento previo a escribir?
Me gusta trabajar en lugares ordenados y, si es posible luminosos. No más que eso, me preparo el mate y arranco.

¿Con qué frecuencia escribís?
Trabajo bastante, así que escribo cuando puedo. Los fines de semana, las mañanas son todas mías. Trato de levantarme temprano y aprovecho para adelantar o corregir lo que estoy escribiendo.
¿Cuál fue la imagen disparadora que dio inicio a la escritura de tu libro El ángel de los techos?
Fueron más marcas que imágenes. En esa novela aparecieron hechos de mi propia historia. Fui directora de un Hogar de Niños durante varios años y logré una empatía muy fuerte con los chicos. Ficcionar las historias fue un modo de devolverles el crecimiento espiritual que ellos posibilitaron. Es imposible no sentir como propio el sufrimiento del otro.
¿Por qué decidiste ponerle ese nombre al libro?
El nombre sí apareció como una imagen. Cuando estaba terminando la novela vi a una de las protagonistas sobre un techo, cuidando desde allí a sus amigos, sonriendo por lo que habían logrado. No lo dudé.
¿De qué temas se nutre tu escritura?
De lo que ocurre a mi alrededor. Alguna frase que escucho, una noticia, una canción. Cualquier cosa que me impacta y queda dando vueltas hasta que se transforma en historia o personaje.
¿Qué repercusiones tuviste de parte de los lectores?
Acá en 9 de julio fue muy buena. El año pasado la leyeron en casi todos los colegios secundarios y este año también forma parte de las lecturas del ciclo lectivo. Los chicos me han dicho que al leerla se sintieron identificados con el modo de hablar y los sentires de los protagonistas.
¿Cómo surgió la posibilidad de publicar el libro con la editorial Modesto Rimba?
La que me contactó con la editorial fue mi profesora de taller, Adriana Romano. Ella le llevó el manuscrito al editor Mauro Lo Coco, quien lo leyó y me propuso publicarlo. Fue muy rápido el proceso. Lo interesante fue también conocer otros escritores y leerlos.
¿Qué objetivos tenés dentro del ambiente literario?
En realidad los objetivos tienen que ver con continuar escribiendo y mantener el proceso de formación para mejorar la calidad de mis escritos. Mi idea es escribir mientras tenga algo que contar.
¿En qué proyecto estás trabajando actualmente?
Ya terminé mi segunda novela y estoy en proceso de corrección. También fui convocada por un director de teatro y dramaturgo a escribir una obra de teatro con actrices de esta localidad, en un proyecto de creación comunitario. Además comencé a  escribir mi tercera novela.

“Entre Vidas blog spot”.