lunes, 31 de octubre de 2016

El Intendente Pablo Zurro teme que Pehuajó se transforme en una segunda Epecuén

El jefe comunal de Pehuajó, criticó el plan de obras hidráulicas que llevarán agua hacia la laguna Hinojo-Las Tunas. Hace unos meses había comparado la situación con la desaparición de Epecuén

La situación con las inundaciones en la Provincia siempre es una preocupación
para los habitantes del interior del territorio bonaerense. El intendente de Pehuajó, Pablo Zurro criticó el plan de obras hidráulicas para la Provincia y aseguró que "nosotros vemos inviable el canal que se va a hacer desde Córdoba o que estaba proyectado hasta Hinojo Las Tunas cuyo rebalse va a inundar Pehuajó".
Las críticas a las obras de este tipo en la zona ya habían sido declaradas por Zurro, que había advertido en abril de este año que la obra que incluiría a las provincias de San Luis, Córdoba, La Pampa y Buenos Aires y concluiría en la laguna Hinojo-Las Tunas podrían inundar su municipio, al igual que Carlos Casares y 9 de Julio.
El Intendente aseguró que lo que se debe hacer es "regular el canal De la Fuente, hecho prioritario si tenemos en cuenta que hoy al estar inundado Tejedor entra mucha agua por allí, está entrando desde Córdoba 10 m3 por segundo".
En la actualidad, el partido de General Villegas se encuentra en crisis por el agua que inundó cerca de un 80% de su superficie, cuando cayeron 400 milímetros de agua en diez días y la situación es crítica.
El reclamo del Jefe Comunal del Frente Para la Victoria es que "no inunden a Pehuajó" y aseguró que "nosotros estamos preparados para lo peor y en forma continua revisando las bombas, limpiando los canales, es decir, preparándonos para cualquier contingencia como las que hemos tenido en otro momento".
En abril pasado, Zurro había manifestado su preocupación por el Plan de obras hídricas que incluye a cuatro provincias: “hay que recordar lo que pasó cuando se hizo un canal muy importante hacia Epecuén que llevó el agua hacia el lago sin contemplar la salida del agua y terminó haciendo desaparecer una ciudad. Se debe asegurar primero la salida del agua de Trenque Lauquen antes de realizar la obra anunciada por Frigerio”.
Además, en aquella oportunidad había manifestado que “aquí le cabe un papel importante a la gobernadora María Eugenia Vidal que maneja los destinos de la Provincia, para ponerse en defensa de los vecinos perjudicados y los que se perjudicarán con decisiones como éstas que traerán graves consecuencias a una importante región”.
Diagonales.Com